15.7.08

Las Dos Espirales del Libertarianismo Cristiano

Como algunos saben, tengo tiempo dándole forma a mi ideología política, la cual se pudiera denominar, simple y resumidamente, como Libertarianismo Cristiano. Hasta este momento, no conozco a ningún líder, partido, libro ni institución que emita con exactitud los valores y postulados que considero representados por esta postura — aunque puede que existan — pero eso no significa que yo tenga alguna ambición de forjarme en un representante de ella. De hecho, carezco de ambiciones políticas en lo absoluto. Mis reflexiones sobre el tema sólo se deben al deseo de poder analizar asuntos sociales, económicos y políticos a partir de una cosmovisión objetiva y expresable. Por aquello de "expresable", utilizo este espacio como laboratorio de pruebas.

La estructura genética del Libertarianismo Cristiano se pudiera ilustrar con dos espirales que giran una alrededor de la otra. Digamos que es idéntica a la hélice doble en las ilustraciones del ADN. Por un lado, tenemos la espiral del Libertarianismo Clásico, y por el otro, la espiral de la Fe Cristiana. De esta forma, el Libertarianismo se informa por la Fe Cristiana, y esta — aunque sólo en su aplicación hacia temas políticos — se modifica a través de las presuposiciones libertarias.

El hecho de que sea necesario modificar la Fe Cristiana en su aplicación política se debe a que la Biblia — su base presuposicional — no postula a ninguna ideología política como la correcta. Por esta razón es que a través de la historia, las aplicaciones políticas con influencia Cristiana han variado grandemente, desde naciones sumamente prósperas hasta regímenes opresores desastrosos.

Por esta razón, será necesario modificar la influencia de la fe en la política por otra serie de presuposiciones. Sin embargo, se deberá procurar que estas otras presuposiciones armonicen en la mayor medida posible — es decir, no hagan contradicción — con los postulados de la Fe. Hasta el momento, este autor no encuentra ninguna contradicción entre los preceptos básicos Libertarios y Cristianos.

A pesar de que no hay contradicciones en lo básico, las pudiera haber en sus extensiones. Esto se debe a que el Libertarianismo básico carece de definiciones ontológicas para el hombre, la propiedad, y otros conceptos esenciales. Es así como el Libertarianismo depende de la información de otra fuente para establecer estas definiciones. Este servidor considera que la Fe Cristiana cuenta con las definiciones más consistentes entre sí, y con respecto a la realidad del hombre.

Un ejemplo de la dinámica entre estas dos espirales es la cuestión del aborto. Mientras que el Libertarianismo Secular pudiera postular que el feto es meramente propiedad de la mujer, sobre el cual ella tiene absoluta libertad de decisión con respecto a su vida, la Fe Cristiana define al feto como un individuo con vida, el cual en sí tiene derecho libre sobre su propia vida.

Para refrasear esta dinámica: el Libertarianismo se informa de la Fe Cristiana para considerar al feto como un individuo, y no como una propiedad; a su vez, la Fe Cristiana se informa del Libertarianismo para establecer, como norma política, que un ser vivo tiene derecho libre a la vida, y que las regulaciones y establecimientos bajo el poder de la política jamás deberán atentar contra este derecho.

Alguno pudiera discutir que la información desde la Fe es inválida e injusta. Al hacer esto, la persona no hace más que bloquear la información desde la Fe, pero a la vez admitiendo (y lamentablemente imponiendo) a otra. Sin una fuente objetiva de información, el Libertario Secular pudiera decidir mañana que los niños de 3 años, o los jóvenes menores de 18 años, o los ancianos inválidos, también son propiedades de quienes los cuidan, y por tanto estos poseen autoridad absoluta para decidir si han de vivir o no.

Brevemente, hemos visto cómo el Libertarianismo Cristiano consta de dos espirales que se complementan una a la otra. En artículos futuros, pienso describir hasta cierto punto las bases Libertarias, y por separado planeo emitir algunas de las definiciones ontológicas de la Fe a las cuales he hecho referencia, con sus respectivas bases.

En reposo,

A&R

6 comments:

proverbios3 said...

Hola Alex,

Siempre me llama la atencion cuando se le agrega adjetivos al cristianismo. Y aunque (por lo que pude entender) la idea "Libertarianismo Cristiano" que estas tratando de conceptualizar es de cierta forma una idea de como poder integrar mejor la fe cristiana en el ambito politico, me da curiosidad conocer los detalles de esta.

La razon de mi curiosidad es que cuando uno habla de politica, es inevitable caer en temas de moralidad. Digo inevitable porque los temas y decisiones morales son intrinsicos de la politica.

Ahora bien, yo soy cristiano al igual que tu, y ambos sabemos que la palabra de Dios es bien especifica en cuanto a temas morales se refiere. Si bien la Biblia no especifica ningun sistema politico como el correcto, las bases objetivas de moralidad para los seres humanos si estan bien definidas.

Es por eso que tengo la duda en cuanto a esta idea de "Libertarianismo Cristiano" que estas conceptualizando. Cuando encuentres contradicciones en el libertarainismo secular y la Biblia, probablemente ( por lo que pude ver acerca de tu ejemplo del aborto) estaras de acuerdo conmigo que la palabra de Dios es clara y se impone. Si esto es asi, ( estoy asumiendo que tu tambien crees que la palabra de Dios siempre se impone) porque agregarle adjetivos al cristianismo? Si la ensenanzas de Cristo y la palabra se imponen en tu ideologia politica, porque no mejor evaluar cada ideologia politica (desde el ambito moral) con una perspectiva de "cristiano" y no de cristiano liberal o alguna otra cosa?

A la final quien tiene la razon entre un "cristiano conservador" o un "cristiano liberal"? Acaso no tiene la razon el que influye en su sociedad de acuerdo a la ensenanza de Dios? En ese caso no seria ni liberal o conservador, si no simplemente cristiano.

gracias,

ac

Alexander Rodríguez said...

Proverbios 3, antes de responderte como te mereces, ¿pudieras dejar tu nombre personal, y quizás una dirección de correo electrónico? Sólo respondo extensamente a los que siguen las normas citadas.

Gracias de antemano.

A&R

Jaaziel said...

Querido Alex, me parece apasionante el tema del libertarianismo.
Me interesa el tema de la propiedad común en el, el "igualitario", ya sabes que me interesa mucho el tema del "procomún".
Voy a seguir la serie con muchísimo interés.
Un abrazo

Jaaziel said...

Rafa, comentaba en uno de sus últimos post, una de las cosas que decía Billy Graham, comentando algunas de las cosas que haría diferente:

"Si pudiera hacerlo todo de nuevo, también evitaría cualquier apariencia de participación en la política partidista. En general, como ya he dicho, mi interés principal en mis contactos con líderes políticos ha sido como pastor y consejero espiritual, no como asesor político. (…) Sin embargo, ha habido momentos en que sin duda salí de mi llamamiento como evangelista y me metí en la política. Un evangelista está llamado a hacer una cosa, y solo una: proclamar el evangelio. El meterse en cuestiones estrictamente políticas, o en la política partidista inevitablemente diluye el efecto del evangelista y transige su mensaje. Es una lección que quisiera haber aprendido más pronto."

Me gustó

Alexander Rodríguez said...

Mi hermano Jaaz, me alegra que podamos compartir acerca de este tema, que nos interesa a ambos.

En cuanto al comentario de Graham, sólo puedo decir que estoy de acuerdo con él, en el sentido de que él, como evangelista, no debería ligar los mensajes. Nosotros, quienes tenemos la obligación de participar en todos los asuntos como Cristianos (1 Cor 10:31), creo que tenemos la libertad, si se quiere, de emitir nuestras opiniones sin tal peligro.

Esto no quita que seamos responsables por dichas opiniones, por supuesto.

Abrazos,

A&R

Jaaziel said...

Sí, Alex absolutamente.
Como te dije, lo seguire con interés
Un abrazo fraterno